• Blog personal sobre perros, gatos y animales en general; fotos, cuidados, anécdotas.

El último pedacito es mío

Boxer PenelopeYo comía un McPollo, sentado cómodamente en mi casa.

Como de costumbre, Penélope, mi perra boxer, estaba sentada a mi lado derecho, disfrutando de las papitas fritas que yo le iba dando poco a poco.

Yo estaba un poco distraído leyendo unas notas, y abrí la boca para engullir el último bocado que quedaba, cuando escuché sus quejidos y la presión de su pata sobre mi pierna.

Detuve mi acto, la miré y noté su cara con expresión de angustia, salivando y casi gritándome:

Te vas a comer el último pedacito.

Por los pelitos. Casi me lo como. Yo acostumbro a darle el último pedazo.

4 comentarios

  1. Que bueno que los perros son inteligentes, y menos mal que no te lo comistes. Te hubiera empezado a a ver de otra manera tu perrito. Je, je, je, je.

  2. Jajajajaja lo que hace una carita manipuladora,no? jajaja
    Es que se las saben todas. Nuestros puntos débiles jeje
    Un beso para Penélope

  3. Keyla (la hija mayor)

    Esa es mi burra!!! (burra por cariño)… PENELOPE!!! como te extraño mi niña.
    Si uno quiere que Peni le preste atención solo tiene que decir la palabra mágica “toma” y como es tan glotona se cree que le vas a dar algo de comida y reacciona, sino puede llegar a ignorarte.

  4. Jajajajajajaja me rei son tan lindos si su carita dice muchas cosas, tengo hambre, tengo sed, quiero cariño y hasta hay veces q llegan a ser odiosos jejejeje pero son asi.
    Q bueno q se comio el ultimo jejejeje ya eso jejeje saludos penelope.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.